Martín Cárcamo sacó la voz tras denuncias de Daniella Chávez

“El programa tiene como regla número uno, en todo orden, libertad absoluta de expresión y no censurar, independiente que arrastra una serie de cosas que es lo que estamos hablando hoy día. O no se podría hacer el programa”.

Estra es parte de la respuesta de Martín Cárcamo ante la protesta de Daniella Chávez por la talla de “Yerko Puchento” en la pasada edición de Vértigo.

La conejita Playboy de 28 años, con más de 8 millones de seguidores en Instagram, se enojó muchísimo porque el personaje humorístico la llamó “Carlina”, haciendo referencia al legendario burdel La Tía Carlina.

Primero le contestó en el programa a “Yerko”: “Si me quieres decir prostituta, me lo dices a la cara”. Luego se desahogó en la redes sociales, donde aludió a los animadores Martín Cárcamo y Diana Bolocco. “Nadie dijo nada, Martín Carcamo se reía y Diana plop”, escribió en Twitter.

Posteriormente la rancagüina que ha sido portada de la revista Playboy en México, Venezuela y España se reunió con el vipresidente de la Cámara Baja, Jaime Mulet, quien anunció que interpondría una denuncia en el Consejo Nacional de Televisión, organismo donde, hasta ayer, se habían recibido 60 reclamos por la rutina de Yerko.

Pero faltaba la opinión de Cárcamo y Diana. La entregaron anoche, invitados al late Sigamos de Largo, de Canal 13:

Diana Bolocco: “Yo me di cuenta que ella se había molestado mucho cuando lo manifiesta abiertamente”

Marcelo Comparini: “¿Pero antes de eso no?

Martín Cárcamo: “No se dio cuenta. De hecho lo conversamos. No se dio cuenta. Lo conversamos el mismo día. No alcanzó a darse cuenta”

Bolocco: “La verdad, no entendí la talla de ‘Carlina’, primero, hasta que ella lo hizo saber. Y bueno, mira, está bien. La rutina de Yerko juega al límite. Efectivamente, los chistes que tira están siempre, la mayoría de las veces, pasados, y a la gente le puede molestar y están en su derecho a sentirse pasados a llevar”

Comparini: “¿Y qué les pasa a ustedes dos cuando las críticas son porque ustedes no reaccionan, que no dijeron algo?”

Cárcamo: “Hay dos cosas ahí. Uno, hay que entender como funciona Vértigo. Vértigo, si tú eres invitado, no te limita. O sea, yo puedo estar de acuerdo contigo o no como conductor, y yo, o la Diana, nunca te vamos a limitar ni te vamos a censurar en lo que tú digas. Eso ocurre para los invitados, ocurre para nosotros”

Marcos Silva: “Pasó con Bonvallet”

Bolocco: “Muchas veces los invitados nos han emplazado y nosotros también”

Cárcamo: “Entonces, ¿qué quiere decir esto? El programa tiene como regla número uno, en todo orden, libertad absoluta de expresión y no censurar, independiente que arrastra una serie de cosas, que es lo que estamos hablando hoy día, o no se podría hacer el programa”

Bolocco: “También puedes sacar lecciones de ello”

Cárcamo: “Sí, uno saca lecciones. Pero como es un programa en vivo, hay que reconocer que Vértigo tiene un mérito: Es el único estelar que se hace en vivo en la televisión chilena, que agarra mucha contingencia y además tiene mucho humor”

Bolocco: “Y que, además, tiene cinco invitados que también reaccionan de manera diferente entre ellos”

Cárcamo: “Lo que quiero decir es que, además, hacer humor hoy día, en vivo y en directo, nadie se atreve, ningún canal, porque es muy riesgoso. Yerko está, por el personaje que significa, por su trayectoria, por lo que influye en la sociedad, tú te das cuenta que cada vez que aparece Yerko, siempre hay un sector que se enoja, siempre hay alguien.

“Puede haber un sector que lo aplauda en una semana, y ese mismo sector la otra semana se va en contra de él. Es algo bien particular lo que pasa y yo lo aprendí. No sé si estoy representando aquí a Daniel Alcaíno o no. Lo hemos conversado con Diana, Yerko no es Daniel. Yerko habla muchas cosas que Daniel jamás diría y ni siquiera piensa, cree y no comparte. Hay que tener bien claro eso”

Comparini: “A propósito de Daniella Chávez, después del programa, ¿tuvieron posibilidad de estar con ella?”

Bolocco: “La verdad es que yo estuve mucho rato con Daniella Chávez después del programa. Nos sacamos selfies incluso, con su celular”

Comparini: “O sea, estaba feliz”

Bolocco: “Yo, honestamente, no le pregunté por su sensación sobre la rutina de Yerko, pero sí hablamos largo de lo que ella había desarrollado en la ‘pregunta del pueblo’, porque creo que habló muy bien. Estaba muy nerviosa. Pero hablamos del feminismo, por ejemplo, y ella esboza su postura y yo la apoyo 100%.

“El mayor acto de feminismo, hoy en día, es respetar a la otra mujer en lo que decida hacer con su trabajo, con su vida, con su cuerpo, y en eso tenemos que ser tremendamente respetuosos. Yo hice saber mi postura y de eso hablamos.

“En ningún momento ella me dijo lo que le había provocado ni hablamos de la rutina en sí. Y bueno, yo lo lamento. Lo lamento”

Sergio Lagos: “Bueno, han hablado de conclusiones. Estamos viviendo un momento histórico en el país, en donde el humor está siendo parte de un proceso de cambio y transformación. ¿Cómo enfrentan la continuidad del programa con este tipo de escenarios?”

Bolocco: “¿Tendremos continuidad? ¿Tú crees que el jueves…? (ríe)”

Lagos: “¡Cómo no! Estamos todos esperando”

Bolocco: “Yo creo que cada uno hace su examen de conciencia particular. Creo que Daniel, que personifica a Yerko, y también Jorge (López, libretista), están en ese proceso. Efectivamente hay una sensibilidad tremenda respecto de temas específicos que antes no existía esa sensibilidad. Y él tendrá que revisar su situación, como quienes revisan su rutina respecto de que camino tomar y por donde irse. Y el humor de Yerko es así, juega al límite”

Comparini: “Martín, ¿qué opinas que Daniela, que no les manifestó mayor ánimo después del programa, posteriormente haya ido con un diputado y hoy día esté en un programa de televisión (Mentiras Verdaderas), un poco usufructuando de esto?”

Cárcamo: “Eso tiene que ver con lo mismo que te decía antes: Así como no hay ningún tipo de censura, ni cuestionamiento cuando alguien dice algo en el programa, menos podría haber algo con respecto a alguien que reaccione después del programa. Yo creo que la gracia que tiene es eso.

“Aquí todos somos adultos y, uno, sabemos cómo opera Vértigo; dos, sabemos lo que provoca Vértigo después del programa; y tres, y me parece bien que ocurra, es que los límites muchas veces se corren y a veces hay que recular. Y eso es un aprendizaje que estamos haciendo permanente. Me parece que si ella quiere empezar lo que quiere empezar, esá en todo su derecho”.

 

 

G

Te invitamos a opinar y debatir respecto al contenido de esta noticia. En Tabloide Chile